Agente de bienes raíces descubiertó con arsenal en su casa

0
55

Un hombre de nombre McAdams que era residente en Key West, pasará 10 años en prisión tras encontrarle un arsenal de armas en su casa el año pasado, este se declaró culpable ante los tribunales por delitos graves.

A cambio de su declaración de culpabilidad el 25 de abril, Garrett Jerome McAdams, de 50 años y agente de bienes raíces, podría recibir una sentencia menor que la condena máxima de 10 años de cárcel que encara ahora.

Pero cualquier recomendación de los fiscales, que han pedido una reducción, no es de cumplimiento obligatorio. El juez tendrá la última palabra.

La audiencia para sentenciar a McAdams está fijada para el 8 de julio en el tribunal federal de distrito de Cayo Hueso ante el juez José Martínez.

McAdams tenía 35 armas ilegales en su casa, en 4139 Eagle Avenue, Cayo Hueso. Entre otras cosas, se encontraron en la vivienda 9,913 balas, 30,305 componentes para munición de varios tipos y 31.8 libras de pólvora.

Los agentes federales detuvieron a McAdams tras reunirse con él el 28 de junio de 2018 en un Hotel Fairfield Inn and Suites de Cayo Hueso, adonde acudió para vender una pistola Smith and Wesson de 9 mm por $375.

Un agente encubierto compró el arma que McAdams había puesto a la venta en el portal Florida Gun Trader. Después de la venta, los agentes registraron su casa y entonces encontraron el resto de las armas y las balas.

McAdams tenía fusiles, escopetas y revólveres, además de 24 cargadores de distintos tipos y una máquina de fabricar balas. Bajo las leyes federales, McAdams no tiene permiso para tener armas porque fue condenado anteriormente por un delito grave.

En 2015, McAdams fue declarado culpable de conducir ebrio y provocar un accidente con lesiones físicas graves, su tercera condena por el mismo delito en el Condado Monroe, y todavía está bajo supervisión comunitaria.

En 1991 cumplió cerca de un año en una prisión federal tras una investigación del FBI que condujo a cargos de acoso.

Fuente: El nuevo Herald.