Boris Johnson encabezó la primera votación para suceder a Theresa May

0
74
Former British Foreign Secretary Boris Johnson, who is running to succeed Theresa May as Prime Minister, leaves his home in London, Britain, June 10, 2019. REUTERS/Hannah McKay

Boris Johnson ganó con amplia ventaja la mayoría del apoyo de los diputados conservadores en la primera ronda de votaciones para la sucesión de Theresa May, en la que han quedado eliminados tres aspirantes y  siete siguen en liza. Johson, obtuvo 114 papeletas del total de 313 parlamentarios que han participado.

El euroescéptico Boris Johnson se ha hecho este jueves con la mayoría del apoyo de los diputados conservadores en la primera ronda de votaciones para elegir al sustituto de Theresa May. La votación es secreta, y eso le añadía una incertidumbre que en las últimas horas, sin embargo, ha sido cada vez menor, dado el caudal de respaldo acumulado por el exalcalde de Londres.

En segunda posición ha quedado, con 43 votos, el ministro de Exteriores, Jeremy Hunt, quien se perfila como el candidato favorito entre los conservadores moderados. Defensor, como el resto de contendientes, de llevar a cabo el Brexit decidido en el referéndum de 2016, se ha mostrado a favor de propiciar, como opción principal, una salida acordada de la UE. Ha sido el candidato que ha obtenido respaldos más poderosos entre sus compañeros del Gobierno. Amber Rudd, la ministra de Trabajo y Pensiones, y Penny Mourdant, la ministra de Defensa, participaron activamente en el lanzamiento de su campaña.

En tercera posición, con 37 votos, ha quedado el ministro para el Medio Ambiente, Michael Gove, quien ha sobrevivido a la crisis abierta en los últimos días. Su confesión de haber consumido cocaína hace 20 años, cuando trabajaba como periodista, desinfló repentinamente su campaña. No tanto por un pecado pasado en el que otros candidatos también cayeron, sino por el modo en que exponía la hipocresía de un político que, cuando estuvo al frente de Educación, martilleó sin piedad a los profesores que habían consumido drogas en algún momento de su vida.

Gove, además, fue el protagonista de la mayor puñalada que se recuerda en la política británica contemporánea, y muchos compañeros no se lo perdonan. Después de comprometerse a respaldar a Johnson el 2016 y dirigir su campaña, se revolvió con dureza contra su amigo el mismo día en que se iba a lanzar su nombre y anunció que también él iba a competir.

En cuarta posición, con 27 votos, se ha mantenido Dominic Raab, el exministro para el Brexit que logró ser por un tiempo favorito de los euroescépticos hasta que llegara el «ciclón Boris». Y en quinta posición se ha colocado el ministro del Interior, Sajid Javid, musulmán de orígenes humildes y carrera de éxito en el mundo de las finanzas que representa la diversidad anhelada por muchos conservadores moderados.

Matthew Hancock, secretario de Estado para la Salud, con 20 votos, y Rory Stewart, tutor de los príncipes Guillermo y Enrique y uno de los candidatos más exóticos, intelectuales y favorito de la izquierda, con 19 papeletas, han dado la sorpresa y siguen en la batalla.

Fuera han quedado tres de los 10 candidatos. La próxima votación será el 18 de junio.

Fuente: El país.