Etiquetas Mensajes etiquetados con "migracion"

migracion

El gobierno de Estados Unidos tiene previsto redirigir a cientos de empleados de la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA, por sus siglas en inglés), incluidos agentes federales aéreos, a la frontera sur para ayudar con las labores y los flujos migratorios, reportó CNN el miércoles.

La asignación fronteriza de la TSA durará al menos 45 días y ocurrirá al comienzo de la temporada de viajes del verano boreal, lo que según un funcionario estadounidense conlleva “cierto riesgo”, reportó CNN citando un correo electrónico interno al que tuvo acceso.

Entre los empleados de la TSA que participarán habrá 175 funcionarios y hasta 400 agentes de seguridad procedentes de seis ciudades estadounidenses, pero no incluirá supervisores de pantallas en los aeropuertos, indicó el canal, citando dos fuentes adicionales anónimas.

Representantes del Departamento de Seguridad Nacional no pudieron ser contactados de inmediato para confirmar el reporte.

“No hay una necesidad inmediata de más ayuda de la TSA en la frontera suroeste”, escribió Gary Renfrow, un alto funcionario de la agencia, en un correo electrónico a la agencia de gestión regional, según CNN.

“También entendemos que estamos aceptando un cierto riesgo según se acerca un verano (boreal) muy atareado”, señaló Renfrow, según el reporte de CNN.

Los despliegues fronterizos de la TSA durarán entre 45 y 60 días, pero podrían prolongarse, dijo CNN, citando el correo electrónico.

Los funcionarios de la TSA enviados a la frontera recibirán formación legal y asistencia en el Departamento de Aduanas y Protección Fronteriza como funcionarios de inmigración, señaló la información.

Fuente: Reuters

Un grupo de senadores de Estados Unidos subrayó el pasado martes la necesidad de elaborar un “plan regional” para potenciar la prosperidad económica y mejorar la seguridad de la región del Triángulo Norte de Centroamérica con el objetivo de evitar que sus ciudadanos migren al país norteamericano.

“Esto es en nuestro mejor interés: necesitamos un plan regional y tenemos que trabajar en ello. Es una situación muy compleja y debemos determinar la cantidad de dinero necesaria”, apuntó el senador republicano John Cornyn en una conferencia en el centro de pensamiento Atlantic Council, en Washington.

Cornyn reconoció que “ahora mismo” no existe una estrategia clara para abordar los retos que presentan El Salvador, Honduras y Guatemala, aunque aseguró que EE.UU.”está buscando líderes y socios con los que poder trabajar”.

“No podemos hacer nada por países que no quieren que les ayudemos”, agregó el republicano, que coincidió en esta idea con el senador demócrata Tom Carper, también presente en el acto.

En este sentido, Carper destacó la importancia de construir un plan de trabajo bipartidista que ayude a la región a potenciar oportunidades económicas, reducir el crimen y la violencia y rebajar los niveles de corrupción.

El veterano legislador recordó el “exitoso Plan Colombia” con el que EE.UU. ha ayudado en las últimas décadas a ese país suramericano a salir de una crisis marcada por la violencia generada por los carteles de la droga y las guerrillas.

“Ha funcionado, y aún está en funcionamiento, pero nos llevó mucho tiempo”, aseveró.

Ambos se mostraron esperanzados de que el presidente electo de El Salvador, Nayib Bukele, y el próximo mandatario de Guatemala, que saldrá de las elecciones que se celebrarán en ese país en junio, sean socios “cruciales” de EE.UU.

Los senadores hicieron este llamamiento a la acción después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, ordenase en marzo suspender todo tipo de asistencia a los países del Triángulo Norte.

Aún no está claro qué cantidad de fondos se verán afectados por la decisión de Trump, aunque sí impactará en el dinero que el Congreso estadounidense aprobó para Guatemala, Honduras y El Salvador durante el año fiscal 2017 (de octubre de 2016 hasta septiembre de 2017) y el ejercicio fiscal siguiente.

En concreto, según los últimos datos del Departamento de Estado, en 2018, EE.UU. aprobó 120 millones de dólares para Guatemala, 80 millones para Honduras y 58 millones para El Salvador.

Mientras tanto, en 2017, EE.UU. destinó 140 millones a Guatemala, 95 millones a Honduras y 73 millones a El Salvador.

Fuente: Unión Radio

WASHINGTON, DC - APRIL 27: (AFP OUT) Senior advisor Jared Kushner looks on during a working luncheon with President Mauricio Macri of Argentina in the Cabinet Room of the White House April 27, 2017 in Washington, DC. Trump is scheduled to meet with Macri throughout the morning and early afternoon to discuss a range of bilateral issues. (Photo by Olivier Douliery-Pool/Getty Images)

la Casa Blanca emprendió el martes un nuevo intento de modificar el sistema nacional de inmigración al que el presidente Donald Trump ha criticado una y otra vez. 

Aunque intentos previos no han conseguido el apoyo necesario, Trump invitó a una decena de senadores republicanos a la Casa Blanca a fin de examinar un plan, impulsado por Jared Kushner, asesor y yerno del mandatario.

La iniciativa es resultado de un enfoque nuevo y más metódico de un gobierno al que a menudo caracterizan las órdenes ejecutivas y tuits que el mandatario escribe con premura.

El equipo de Kushner ha incorporado a funcionarios con experiencia en la elaboración de proyectos de ley provenientes de diversas agencias, como el Departamento de Seguridad Nacional, para que ayuden a elaborar la propuesta.

Sin embargo, la aprobación en el Congreso enfrenta una lucha cuesta arriba. Los demócratas sin duda rechazarán enérgicamente partes del plan.

Kushner esbozó dos ideas principales: Una iniciativa de seguridad fronteriza centrada en parte en modernizar los puestos de ingreso para garantizar la revisión de personas, vehículos y paquetes con escáner.

Un segundo conjunto de propuestas de inmigración que crearía un sistema más “basado en el mérito” que dé preferencia a quienes tengan habilidades laborales y no a los parientes de los inmigrantes que ya están en el país.

De acuerdo con el plan, que no abarca categorías de visa temporal como las de jornaleros, se autorizará el ingreso en el país al mismo número de inmigrantes, pero su composición podría cambiar.

La Casa Blanca también está trabajando con el senador Lindsey Graham en una iniciativa adicional que abordaría el sistema de asilo de la nación, con el fin de contener el flujo de migrantes que cruzan la frontera, según un alto funcionario del gobierno que solicitó el anonimato para esbozar el plan.

Se trata del intento más reciente de la Casa Blanca de Trump para obligar al Congreso a cambiar las leyes de inmigración que, a decir el mandatario, han comprometido desde hace mucho tiempo la seguridad nacional y deprimen los salarios de los trabajadores por permitir que demasiados inmigrantes compitan por los empleos.

Sin embargo, Trump también ha dicho que el país necesita más trabajadores gracias a los avances económicos y que las personas preparadas y calificadas deberían poder quedarse y laborar, en especial las que se hayan graduado de universidades estadounidenses.

Aunque Trump había rechazado una versión previa de la propuesta de Kushner, al que pidió que integrara más medidas para la seguridad fronteriza, el alto funcionario dijo a la prensa después de la reunión del martes que el mandatario avaló la iniciativa la semana pasada y que debía considerársele ahora “el plan del presidente Trump”.

La Casa Blanca busca ahora opiniones y el apoyo de los legisladores republicanos.

El funcionario declinó precisar cuándo serían revelados más detalles o cómo intentaría la Casa Blanca conseguir el apoyo de los demócratas, que todavía no están informados del plan.

Varios senadores republicanos que asistieron a la reunión elogiaron la iniciativa.

David Perdue dijo que Trump estaba “desarrollando una plataforma de inmigración a la que él podría apoyar”.

Fuente: Telemundo 51

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, designó a Mark Morgan como funcionario de ICE (Servicio de Inmigración y Control de Aduanas) este cambio se realizó con el fin de obtener una política migratoria fuerte, sólida y justa.

“Mark es un verdadero creyente y patriota. Hará un trabajo excelente”, dijo el presidente a través de su cuenta de Twitter.

Morgan está llamado a sustituir a Ron Vitiello, quien se encontraba en funciones desde que asumió el cargo y que dimitió a mediados de abril por motivos que no han trascendido.

Oficial de carrera en el FBI, Morgan fue el jefe de la Patrulla Fronteriza durante los últimos meses de gobierno del expresidente Barack Obama.

En una entrevista concedida en enero al diario The Washington Post, Morgan se mostraba crítico con los demócratas que se oponen a la construcción de un muro fronterizo con México al considerar que muchos de estos mismos legisladores habían apoyado medidas similares en el pasado.

“La razón por la que fue aprobada entonces de forma bipartidista fue porque era necesaria. Lo que ha cambiado ahora es que, en un momento dado, aunque era necesario, solo porque lo llaman muro, se ha vuelto inmoral. ¿De verdad? ¿Es eso de lo que estamos hablando ahora?”, lamentó.

La misión del ICE ha sido criticada por muchos demócratas, y la agencia no ha tenido ningún director confirmado por el Congreso desde que Trump llegó al poder en 2017: su primer jefe en funciones, Thomas Homan, fue nominado pero nunca logró que lo ratificaran, y el mandatario designó a Vitiello para sustituirle el pasado agosto.

Una vez más, al no tratarse de una nominación formal, el nombramiento de Morgan no requiere la confirmación del Senado y puede pasar inmediatamente a tomar las riendas de la agencia.

Fuente: Telemundo 51.

El presidente Donald Trump dije que hay una sola persona a cargo de la política de inmigración de Estados Unidos: él. Mientras salía de la Casa Blanca el miércoles, los reporteros le preguntaron si había sopesado nombrar a su influyente asesor Stephen Miller para dirigir el Departamento de Seguridad Nacional tras la renuncia de Kirstjen Nielsen.

Trump dijo que Miller “es un tipo excelente” y un “hombre brillante”, pero agregó: “francamente, solamente hay una persona a cargo: ¿saben quién? Yo”.

Trump escogió al comisionado de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza Kevin McAleenan como secretario interino. A la pregunta de si pudiera dejarlo permanentemente, Trump dijo que McAleenan le gusta “mucho” y que “pudiera suceder”.

“En estos momentos, McAleenan es el hombre”, añadió.

Los comentarios se produjeron un día después de que Trump dijo que no estaba tratando de revivir la criticada práctica de separar a los niños migrantes de sus familias en la frontera con México, como había amenazado en privado, en medio de críticas bipartidistas a sus cambios en el Departamento de Seguridad Nacional.

Al mismo tiempo, insinuó que la política había sido eficaz para disuadir a los migrantes de venir a Estados Unidos, aunque no ofreció evidencias al respecto.

El verano pasado, el gobierno federal separó a más de 2.500 niños de sus familias, antes de que la indignación internacional obligara a Trump a suspender la política y un juez federal ordenó que las familias fueran reunidas.

“No estamos pensando en hacer eso” dijo Trump a los reporteros el martes antes de reunirse con el presidente egipcio en la Casa Blanca, pero apuntó: “Una vez que no la tenemos vemos a muchas más personas viniendo. Vienen como si fuera un picnic, porque es como Disneyland”.

La restitución potencial de una de las políticas más divisivas del gobierno de Trump fue apenas un aspecto de los cambios esta semana en el Departamento de Seguridad Nacional que culminaron con la renuncia de Nielsen.

La subsecretaria Claire Grady, con 28 años de servicio público y en línea para remplazar a Nielsen, fue forzada a renunciar el martes para dar cabida a la selección de McAleenan, de acuerdo con dos personas familiarizadas con la decisión.

Con rumores de que otros dos altos funcionarios van a ser despedidos, varios republicanos expresaron preocupaciones públicas y privadas sobre los cambios orquestados por la Casa Blanca y advirtieron que los mismos no necesariamente resolverán el problema.

El demócrata Elijah Cummings, jefe de la Comisión de Supervisión de la Cámara de Representantes, dijo que su panel examinará los cambios de personal en el Departamento, aunque agregó que no había decidido si citará o no a Nielsen.

Fuente: El Nuevo Herald

Los gobiernos de EEUU, Guatemala, El Salvador y Honduras suscribieron en Tegucigalpa un acuerdo para incrementar sus acciones contra las redes criminales y otras causas de la creciente migración irregular.

“Estados Unidos ha pasado de enfrentar una crisis, a una emergencia, a casi un completo colapso de nuestro sistema. Estoy muy preocupada y debemos hacer más”, aseguró Nielsen al abrir la quinta Reunión de ministros y secretarios de Seguridad de los países del Triángulo Norte (El Salvador, Guatemala y Honduras).

En su discurso, reproducido por la embajada de Estados Unidos en Honduras, Nielsen advirtió que la región enfrenta una crisis sin precedentes, pues según las proyecciones del Departamento de Seguridad Interna (DHS, siglas en inglés) es probable que en marzo las autoridades intercepten cerca de 100.000 cruces de migrantes.

“Actualmente, la mayor parte del flujo consiste en poblaciones vulnerables, familias y niños, mientras que anteriormente se componía de adultos solteros que podían ser procesados rápidamente y que, en los casos apropiados, podían ser retornados a sus países de origen”, señaló la funcionaria.

Las cifras y el retraso aumentaron exponencialmente, lo cual le dificulta al DHS proporcionar el apoyo humanitario necesario, de ahí que sean priorizados los casos de amenazas inmediatas a la vida y seguridad de los migrantes, precisó Nielsen.

Reiteró su preocupación por los traficantes, contrabandistas y criminales que se aprovechan de las poblaciones vulnerables y las llevan en un viaje peligroso hacia el norte, motivados exclusivamente por el dinero.

“Debemos hacer más para proteger a las poblaciones, familias y niños vulnerables y asegurar que las personas que huyen de una persecución legítima reciban protección lo más cerca de su hogar y lo antes posible”, recalcó Nielsen.

“Hemos acordado aumentar nuestra acción conjunta contra las redes criminales y mejorar la seguridad regional fronteriza para prevenir la migración irregular que pone nuestra región en riesgo”, declaró la secretaria de Seguridad Interna de Estados Unidos, Kirstjen Nielsen.

Tras reunirse con sus homólogos del Triángulo Norte de América Central, Nielsen resaltó lo que llamó un acuerdo sin precedentes para combatir el tráfico, la trata y los criminales transnacionales; expandir el intercambio de información e inteligencia; y fortalecer la seguridad fronteriza.

“No dejaremos que la peligrosa migración irregular en manos de los traficantes, la cual pone en grave peligro nuestras comunidades y los mismos migrantes”, señaló Nielsen, quien poco antes admitió que los flujos migratorios desde Centroamérica han colapsado los sistemas estadounidenses de control en las fronteras.

La funcionaria afirmó que se necesita un nuevo enfoque para combatir los actuales flujos de migrantes y proteger a las poblaciones vulnerables.

“La situación es simplemente desgarradora: las mujeres están siendo agredidas sexualmente y la mayoría de los migrantes informan que experimentan violencia en el peligroso camino”, recalcó.

Al respecto, la titular de Seguridad Interna (DHS, siglas en inglés) afirmó que su país trabaja para actualizar sus leyes, pero también su relación y enfoque conjunto con los países emisores de estos flujos.

El acuerdo recién suscrito incluye el reforzamiento de las operaciones de seguridad aérea, terrestre y marítima para limitar el movimiento de quienes se benefician con las necesidades de los migrantes.

Además, Estados Unidos se compromete a impulsar la prosperidad económica en toda la región, pero si constata mejoras cuantificables a corto plazo.

En la IV Reunión de Ministros y Secretarios de Estado de Seguridad de los Países del Triángulo Norte de Centroamérica y Estados Unidos participaron, además de Nielsen, el ministro de Seguridad de Honduras, Julián Pacheco; de Gobernación de Guatemala, Enrique Antonio Degenhart, y de Justicia y Seguridad Pública de El Salvador, Mauricio Ramírez Landaverde.

Previo a la cita ministerial, Nielsen se reunió con el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, e integrantes de la Fuerza de Tarea de Atención al Migrante en esa nación centroamericana, para analizar lo hecho a nivel gubernamental en el combate de las causas de la emigración irregular.

Desde octubre pasado han salido desde Honduras y El Salvador varias caravanas de emigrantes que aspiran a llegar a EEUU, aunque la mayoría de sus integrantes se queda en México, o son deportadas a su lugar de origen.

Fuente: Sputnik

Miami será una de las sedes de un programa piloto del gobierno de Estados Unidos que promete agilizar los trámites para obtener beneficios migratorios y resolver las dudas de los inmigrantes en tiempo real.

El Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS) anunciará en los próximos días que su oficina distrital en Miami adoptará el Programa de Modernización de Servicios de Información, el cual permite a los usuarios conocer el estatus de sus casos y otra información relevante de los mismos por vía telefónica.

Hasta ahora, los inmigrantes con dudas e interrogantes sobre sus peticiones, han tenido que programar una cita en persona con empleados de USCIS a través del servicio InfoPass, imprimir la notificación con la fecha y hora, y llevar una serie de documentos a una sucursal local de la agencia migratoria.

Las preguntas más frecuentes están relacionadas con cambio de domicilio, verificación del estatus de una solicitud, falta de entrega de notificaciones o misivas de USCIS, y errores tipográficos en los papeles de inmigración, según la entidad gubernamental.

Pero, a medida que la agencia ha ido digitalizando sus archivos y facilitando la búsqueda de datos con una serie de herramientas de autoservicio en su página de Internet, las personas que realizan trámites migratorios tienen más facultades para obtener información sin necesidad de ir a Inmigración.

El programa piloto, inaugurado a finales del año pasado en las oficinas distritales de USCIS en Los Ángeles y Detroit, se enfoca en los Centros de Contacto de la agencia, centrales telefónicas con empleados que, al poseer ellos mismos más información digitalizada de los casos, pueden aclarar las dudas individualizadas.

Los peticionarios de beneficios migratorios en el distrito de Miami, que abarca oficinas de campo en Hialeah, Kendall y Oakland Park, tendrán acceso a los nuevos servicios del Centro de Contacto a partir del 18 de marzo, llamando al 800-375-5283. El personal habla inglés y español.

Francis Cissna, director de USCIS, dijo en un comunicado que el programa es parte de los esfuerzos de su agencia por ponerse al día con los avances de la tecnología.

“También libera al equipo de nuestra agencia para que pueda pasar más tiempo en la adjudicación de peticiones de beneficios, lo que debe ayudar a reducir los tiempos de procesamiento. USCIS continúa comprometido a alcanzar las más efectivas y más eficaces maneras para administrar el sistema de inmigración legal de nuestra nación”, subrayó el funcionario.

USCIS, una dependencia del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), ha sido duramente criticada por grupos proinmigrantes y abogados especializados en Derecho de inmigración debido a la lentitud y retrasos en la aprobación de beneficios migratorios como visas, permisos de trabajo, green cards y ciudadanía.

Un análisis de la Asociación Americana de Abogados de Inmigración (AILA) fundamentado en estadísticas gubernamentales desde 2014 hasta 2018 y divulgado a finales de enero, afirma que los retrasos en el procesamiento de USCIS han alcanzado “niveles de crisis” durante el gobierno de Donald Trump.

Lee más: La ciudadanía, el anhelo de los inmigrantes no es tan difícil de alcanzar. Aquí te decimos cómosSegún el estudio, el tiempo promedio para procesar casos aumentó en un 46 por ciento durante los dos últimos años, y en un 91 por ciento desde 2014.

“A lo largo del país, estos retrasos infligen daño a las familias, las poblaciones vulnerables y las empresas estadounidenses que dependen de adjudicaciones puntuales”, escribió el organismo gremial que reúne a más de 15,000 abogados y profesores de Derecho.

USCIS se ha defendido de las acusaciones argumentando que “las esperas a menudo se deben a una mayor tasa de solicitudes que a un procesamiento lento”, dijo recientemente su vocero, Michael Bars.

La agencia sostiene que el Programa de Modernización le permite alinear mejor sus recursos para reducir los tiempos de procesamiento y adjudicar beneficios de manera más eficiente, pues deja que sus agentes “se centren principalmente en la realización de entrevistas y la toma de decisiones” sobre las peticiones, señaló Bars a el Nuevo Herald en un comunicado.

En base a sus propias encuestas, la agencia federal concluyó el año pasado que la mayoría de las personas que pautan citas a través de InfoPass pudieron haber obtenido la misma información vía el Centro de Contacto o la página web. USCIS responde diariamente a un promedio de 50,000 llamadas.

La agencia aclaró que si un solicitante que llama al Centro de Contacto precisa asistencia en persona, el equipo de servicio al cliente lo ayudará a programar una cita.

En los cinco distritos donde el programa ya ha sido implementado, la espera para una cita con un empleado de USCIS se redujo en promedio de 11 a cinco días, dijeron las autoridades migratorias.

Fuente: El Nuevo Herald

 

Los hermanos William y Roberto Isaías, expropietarios del extinto Filanbanco y buscados por la justicia ecuatoriana, han sido detenidos en Estados Unidos por asuntos migratorios, según informó este miércoles su abogado Jorge Zavala.

Ambos esperan una audiencia tras ser detenidos en una investigación de rutina de las autoridades migratorias de EEUU, indicó Zavala al confirmar un escrito de la familia Isaías fechado en Miami y que circula en redes sociales.

“Los hermanos William y Roberto Isaías Dassum han sido detenidos por las autoridades de Migración (…) de Estados Unidos, para una investigación de rutina sobre un tema de índole migratorio“, señala el escrito suscrito por la familia de los exbanqueros.

“En este momento se encuentran a la espera de una audiencia”, agrega el breve mensaje, en el que se pide no usar esta información con fines persecutorios.

“Después de tanta persecución esperamos que este tema no sea utilizado por ninguna mente perversa que sueña con nuestra destrucción”, concluye el escrito.

Pedidos en extradición por la justicia ecuatoriana, los hermanos Isaías están acusados en Ecuador de delitos financieros y de haber profundizado la crisis financiera de 1998, considerada la peor de la historia nacional.

El caso “Filanbanco”, por el que los hermanos Isaías fueron condenados a ocho años de prisión, ha sido uno de los más emblemáticos que se ha seguido por dicha crisis, cuyo saneamiento le costó al erario nacional más de 8.000 millones de dólares.

El Filanbanco formó parte de la treintena de instituciones financieras que en esa época fueron intervenidas por el Estado, tras registrarse una crisis de liquidez en el sistema financiero local.

Los hermanos Isaías, que en su momento habían recibido préstamos de dinero público, entregaron la entidad en crisis al Estado y luego se refugiaron en Estados Unidos, país al que Ecuador ha pedido su extradición durante varios años.

El Estado se incautó bienes y empresas del Grupo Isaías, entre ellos algunos canales de televisión, como parte del dinero que el Gobierno de entonces les había facilitado para atender la crisis.

Los hermanos Isaías, que desde EEUU han defendido su inocencia, han culpado al Estado de la crisis y han reclamado los bienes que les fueran incautados.

Fuente: Diario las Américas

(Miaminews24).-El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador dijo que habló por teléfono el miércoles con Donald Trump sobre la sobre la posibilidad de crear un programa conjunto de desarrollo y creación de empleo para México y América Central.

López Obrador asumió la presidencia recientemente en medio de la grave crisis generada por las caravanas de unos 7.000 migrantes centroamericanos que llegaron a la ciudad fronteriza de Tijuana y esperan asilo para ingresar a Estados Unidos.

La Casa Blanca no respondió inmediatamente a una solicitud de comentario solicitado por la agencia Reuters. El presidente Trump tampoco aludió en su cuenta en Twitter a la conversación hasta el momento de redactar esta nota.

Los miles de migrantes que siguen en hacinados refugios y campamentos en Tijuana a la espera de un turno con las autoridades migratorias estadounidenses, alegan que huyen de la pobreza y la violencia sufrida en países como Honduras, El Salvador y Guatemala.

El mandatario mexicano exortó a Washington a que participe en un esfuerzo para destinar unos 20.000 millones de dólares a inversiones públicas y privadas en América Central con el fin de crear empleos, de forma que los habitantes de esa región no tengan que emigrar.

La agencia de noticias The Associated Press citó a la secretaria de Gobernación Olga Sánchez Cordero, quien aseguró que el gobierno mexicano impedirá la entrada sin autorización por su frontera con Guatemala, aunque no dijo cómo planea lograr esa difícil tarea.

Sánchez Cordero comentó sin dar detalles que el gobierno de López Obrador pondrá fin a los cruces ilegales a través del río Suchiate, que delimita gran parte de la frontera entre México y Guatemala.

“En el sur solamente va a haber una entrada, en el puente”, dijo. “Cualquiera que quiera entrar ilegalmente le vamos a decir, ‘fórmate en la cola y vas a entrar a nuestro país”.

A fines de octubre, las autoridades mexicanas intentaron sin éxito de impedir el paso de una de las caravanas de migrantes a través del río, colocando policías, personal del ejército, un helicóptero y botes, pero los migrantes cruzaron de todas formas.

El nuevo gobierno movilizó material y equipo para mejorar las condiciones del albergue para migrantes en Tijuana, pero los problemas continúan porque los centroamericanos están frustrados debido a la lentitud de las autoridades estadounidenses para procesar sus peticiones de asilo.

México busca promover la campaña de “Navidad en tu casa” para motivar a muchos de los migrantes a regresar a sus países de origen para las fiestas navideñas.

El presidente Trump reiteró su promesa de campaña de construir un muro fronterizo, incluso después de que México repitió su rechazo a su exigencia de que pague por ese multimillonario proyecto.

López Obrador pretende desalentar la migración a partir del crecimiento económico.

 

 

Fuente:Voanoticias

 

(Miaminews24).-La directora general de Migración y Extranjería de El Salvador, Evelyn Marroquín, dijo este miércoles que se “está organizando” una nueva caravana de migrantes salvadoreños para viajar a Estados Unidos.

“Tenemos conocimiento que se está organizando una nueva caravana de migrantes para viajar en enero a Estados Unidos, por lo que nos estamos activando para informar a la gente sobre los riesgos”, manifestó Marroquín durante una entrevista en el canal estatal.

La funcionaria pidió a la población “no dejarse engañar por las personas que incentivan las movilizaciones”, por los riesgos, según Marroquín, que el viaje supone.

“Durante el camino se exponen a muchos riesgos y peligros, como la trata de personas, la explotación sexual, el secuestro, el sicariato y la venta de órganos, por eso pedimos a la población no dejarse engañar”, señaló.

Este sería el cuarto grupo de salvadoreños que buscaría llegar a EEUU bajo este método, similar a los miles de migrantes hondureños que salieron de su país en busca de oportunidades y una mejor vida.

El último grupo, integrado por al menos 198 personas, que salió de El Salvador, lo hizo el pasado 18 de noviembre y se sumó a los más de 3,000 migrantes, entre ellos menores y mujeres, que comenzaron desde finales de octubre un viaje a la nación dirigida por Donald Trump.

La primera caravana de salvadoreños con rumbo a Estados Unidos partió el pasado 28 de octubre, de la que unos 500 migrantes llegaron a México y solicitaron asilo, según indicó en su momento la viceministra para los Salvadoreños en el Exterior, Liduvina Magarín.

El pasado 31 de octubre salió de la capital salvadoreña una segunda caravana con más de 1,778 migrantes, de los que 268 desistieron de seguir la marcha y continuaron 1,510, según cifras estatales.

De acuerdo con los registros de la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), entre las razones que motivan la migración irregular en El Salvador se encuentran la búsqueda de mejores condiciones de vida, la reunificación familiar y la violencia.

Fuente:ENH

VARIEDADES

El innovador Instituto de la Moda de Miami (MFI) del Miami Dade College (MDC) en colaboración con Miami Fashion Week (MIAFW), el segundo evento...