Nueva preocupación para Cuba

685

 (Miaminews24).- La decisión, no por esperada, plantea un nuevo escenario para la economía, ya que acostumbrados a operar con dos monedas desde los tiempos ya lejanos del período especial, la existencia de una sola, el CUP, la que precisamente se consideraba más débil de las dos, está provocando no pocas dudas sobre el eventual resultado del proceso.

Qué va a pasar en Cuba cuando se unifique la moneda? La pregunta del millón. Desde que hace unos días, Raúl Castro dijera que se están dando pasos para que el peso cubano CUP sustituya al CUC en 2017, y éste deje de existir, una cierta sensación de temor e intranquilidad recorre la preocupación diaria de los cubanos, sobre todo entre los que tienen acceso al CUC.

La dualidad monetaria en la economía castrista no es un asunto banal. Desde que se adoptó el CUC, su carácter de moneda fuerte, le ha otorgado un notable margen de actuación en términos de valor de cambio, transacciones y más aún, depósito de valor. El CUC se ha convertido en la moneda principal en el sector abierto y competitivo de la economía, el que genera más productividad, rentas y salarios. Dicho de otro modo, el acceso al CUC ha supuesto notables diferencias sociales respecto de quiénes solo perciben sus rentas en CUP.

Por el contrario, la economía del CUP se ha concentrado en el sector estatal y presupuestado, en la canasta normada y en las amplias bolsas de improductividad y falta de eficiencia de la economía. Disponer de CUC o de CUP ha dividido la economía castrista en dos grandes conglomerados. Dicho esto, el problema es que no se sabe todavía cuál va a ser el cambio final entre las dos. Sin análisis rigurosos sobre los fundamentales de la economía castrista que permitan orientar la decisión, cualquier cosa es posible.

Miaminews24.