Mejoras al servicio de Metrorail tendrán que esperar

910

(Miaminews24).- El aplazamiento presupuestario de último minuto que Metrorail obtuvo del Condado Miami-Dade en septiembre no ha generado las soluciones prometidas, como las esperas más cortas entre trenes y la extensión de las horas de funcionamiento.

Miami Herald en su nota reseña que los administradores del Condado dicen que necesitan algunos meses para ajustar la programación y armar suficientes piezas de repuesto para los trenes adicionales necesarios que permitan viajes más frecuentes y horarios extendidos.

“Desde marzo, hemos estado trabajando en esa frecuencia”, dijo Alice Bravo, directora de tránsito del Condado, sobre el reducido programa implementado la primavera pasada para reducir costos. “Tenemos trenes en los que no se ha trabajado desde marzo. Para tener horas extra… tenemos que volver a poner en marcha los trenes”.

La explicación de Bravo recoge el estado de crisis en el Metrorail, un sistema ferroviario cada vez más envejecido, con más trenes fuera de servicio cualquier día que los que están en servicio.

También es un sistema con solo dos tercios de los trenes que necesita para funcionar a plena capacidad, lo que significa que los $15 millones adicionales invertidos en el presupuesto de tránsito el 1 de octubre no le han permitido a Miami-Dade aliviar la congestión en las estaciones. Aproximadamente $5 millones de esa cantidad fueron asignados al Metrorail.

Las deficiencias actuales aumentan los riesgos sobre la nueva era de fiabilidad del Metrorail, que se prometió para cuando llegaran los primeros coches de reemplazo en la historia de ese sistema ferroviario.

Se espera que el primer tren de cuatro coches comience a transportar pasajeros a fines de noviembre, un hito para un sistema que todavía emplea los vehículos originales desde que fue inaugurado en 1984. Metrorail espera tener en servicio más vehículos nuevos que viejos en el verano de 2018, con un reemplazo total de la flota para 2019. Miami-Dade tiene un préstamo de más de $350 millones por la largamente prometida actualización.

Los autos existentes son tan viejos que Miami-Dade ha tenido problemas para comprar repuestos.

Un informe de mantenimiento del 31 de octubre revela la situación: 52 autos estaban disponibles para el servicio, pero 92 no estaban disponibles. Bravo dijo que Miami-Dade está acelerando la compra de piezas nuevas con los dólares adicionales.

Lee la nota completa aquí