Exigen investigación de muerte de opositor paraguayo tras nuevas grabaciones

364

(Miaminews24).- El Partido Liberal, el mayor de la oposición, anunció hoy que pedirá a la Fiscalía que tome como materia de investigación un informe divulgado por un medio en el marco de la muerte de un militante en el asalto policial a su sede, durante las pasadas protestas contra la reelección presidencial.

El canal Telefuturo emitió anoche un informe que muestra cruces de llamadas que se dieron desde la residencia presidencial la noche del 31 de marzo, cuando el liberal Rodrigo Quintana falleció en la sede de esa formación, supuestamente por el disparo de un agente.

De acuerdo con ese informe, algunas de las llamadas pertenecerían a mandos policiales que tendrían responsabilidad en ese asalto, ocurrido después de que manifestantes quemaran parcialmente el edificio del Congreso en protesta contra un proyecto de enmienda para habilitar un segundo mandato presidencial.

En ese sentido, el presidente del Partido Liberal, Efraín Alegre, dijo en una rueda de prensa que esa investigación periodística allana la tesis de que el ataque a la sede del Partido Liberal fue algo planeado.

«La verdad se va imponiendo, pero necesitamos que la Fiscalía haga un proceso que no lo está haciendo», dijo Alegre.

Añadió que esa verdad pasa por dar a conocer quien dio la orden de realizar ese allanamiento en el partido y que no basta con la imputación de algunos de los agentes que además obedecían instrucciones superiores.

Por su parte, el abogado Guillermo Duarte dijo que ese informe plantea nuevos elementos que habilitan una intervención de la Fiscalía, que meses atrás denegó una petición similar por parte del Partido Liberal.

A finales de julio, el Partido Liberal acusó a la Fiscalía de no investigar supuestas pruebas sobre lo ocurrido en su sede.

La presuntas pruebas se basaban en llamadas telefónicas realizadas la noche de la muerte de Quintana entre Críspulo Sotelo, entonces jefe de la Policía Nacional, y José Ortiz, gerente general de Tabacalera del Este, una de las principales empresas del presidente paraguayo, Horacio Cartes.

Alegre señaló entonces que el Ministerio Público tenía todas las condiciones técnicas para investigar esas llamadas, pero que hubo una «omisión deliberada» de esas supuestas pruebas.

El Gobierno de Cartes vivió su mayor crisis política tras la polémica votación, el 31 de marzo, de un proyecto de reelección presidencial aprobado por 25 senadores a puerta cerrada y sin la presencia del resto de legisladores.

Algunos de esos senadores pertenecían al Partido Liberal, como Blas Llano, que según el informe de anoche de Telefuturo habría mantenido varias comunicaciones telefónicas durante esos días con Cartes y con Ortiz.

La corriente del Partido Liberal de Llano se posicionó a favor de la enmienda, frente a la de Alegre, que denunció que se trataba de una violación de la Constitución.

Después de esa polémica votación en el Congreso, grupos de manifestantes incendiaron una planta del edificio del Congreso y luego la Policía irrumpió en la sede del Partido Liberal, con la posterior muerte de Quintana.

Con información de EFE.

Miaminews24.