Hong Kong veta a personas procedentes de Hubei

122

Los residentes de la provincia china de Hubei, primer lugar donde se reportó el brote del nuevo coronavirus, no podrán viajar a Hong Kong a partir del lunes, mientras China intenta frenar la rápida propagación de la enfermedad que ha dejado al menos 80 muertos.

El gabinete chino también anunció que extenderá tres días la semana festiva del Año Nuevo Lunar, hasta el 2 de febrero, y que los colegios volverán de su paréntesis vacacional más tarde de lo normal, según la emisora estatal CCTV.

Las autoridades sanitarias de todo el mundo se están apresurando para evitar una pandemia del virus, que ha dejado 80 muertos e infectado a más de 2.744 personas en China.

Se han reportado varios casos de infección en países como Tailandia, Australia, Estados Unidos, Francia y Canadá. No se han reportado muertes fuera de China.

El alcalde de Wuhan, que es la capital de la provincia de Hubei y el epicentro del brote, dijo que espera un millar de pacientes nuevos en la ciudad, que está acelerando la construcción de hospitales especiales.

El recientemente identificado coronavirus ha generado alarma porque se desconoce mucho sobre él, tal y como su peligrosidad y si se contagia fácilmente entre la gente. Puede provocar neumonía, que ha sido letal en algunos casos.

El ministro de la Comisión Nacional de Salud de China, Ma Xiaowei, dijo que el periodo de incubación del virus puede variar de entre uno a 14 días, durante los cuales puede detectarse la infección.

La celebración del Año Nuevo Lunar, que es celebrada de forma tradicional por cientos de millones de chinos que viajan por todo el país y al extranjero para ver a sus familias, comenzó el viernes, pero se ha visto muy alterada por el brote.

Ma afirmó que China intensificará sus planes de contención, que han implicado hasta el momento prohibiciones a los transportes y los desplazamientos, así como la cancelación de grandes eventos.

El virus, que se cree pudo originarse el año pasado en un mercado de marisco en Wuhan que vendía animales salvajes de manera ilegal, se ha propagado a ciudades como Pekín y Shanghái.

La tienda online Taobao, propiedad de Alibaba, anunció que retiró la venta de máscaras faciales de comercios que muestren «precios inestables o anuncios falsos», mientras subían los precios de los productos.

Fuente: Reuters