Sanidad y La Liga meditan que se juegue a puerta cerrada

77

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha comparecido ante los medios de comunicación para explicar las nuevas medidas adoptadas por el Gobierno y las diferentes Comunidades Autónomas para prevenir la propagación del Coronavirus. Illa fue preguntado por el posible aplazamiento o suspensión de eventos deportivos, pero instó a prensa y ciudadanos a tener paciencia y no especular sobre medidas aún no tomadas. Sin embargo, sí se baraja la disputa de encuentros a puerta cerrada a partir de la próxima jornada liguera, que se inicia el viernes con un Real Madrid-Eibar y un Racing-Lugo, de Primera y Segunda División, respectivamente.

La Liga tomará decisiones en función de los informes que las consejerías de Sanidad de las diferentes comunidades autónomas le hagan llegar. De momento, no hay ningún documento que obligue a jugar sin público, pero la situación «es susceptible de cambiar en las próximas horas».

Por su parte, fuentes de la Federación Española de Fútbol aseguran que este organismo  cumplirá estrictamente «las recomendaciones que nos hagan desde el Gobierno a través del Ministerio de Sanidad o las diferentes Comunidades Autónomas a través de sus consejerías de Sanidad. En los asuntos de epidemias es lo que se debe de hacer, estar a lo que digan las autoridades sanitarias».

«Las medidas sólo las comunicaremos cuando estén decididas y acordadas. Las demás decisiones, si las adoptamos mañana, se las vamos a dar a conocer», dijo el ministro en relación a eventos deportivos. Además, confirmó que el Sevilla-Roma, partido de la Europa League, se celebrará a puerta cerrada por acuerdo con el Gobierno andaluz.

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, dijo la semana pasada en Madrid, en un encuentro con corresponsales extranjeros en España, que LaLiga tenía un plan en caso de un crecimiento exponencial del coronavirus: «Tenemos una Comisión abierta dentro de LaLiga llamada Coronavirus siguiendo con el tema y hemos hecho un plan de actuaciones para diferentes ciudades sobre si se puede jugar a puerta cerrada o no».

Tebas añadió: «En caso de aplazamientos, tenemos planteado cuándo se jugarían esos partidos y en qué fechas del calendario. Ese planteamiento se lo hemos hecho llegar a UEFA para que también tenga en cuenta las eliminatorias donde hay equipos españoles. Trabajamos en la previsión y no en la improvisación».

En Italia, se ha adoptado una drástica medida de suspender, a falta de un decreto gubernamental, todos los eventos deportivos hasta el próximo mes de abril. En España, por ahora, sólo se ha acordado puerta cerrada en contados partidos, con clubes italianos implicados.

Por el momento, y a espera de más comunicaciones, LaLiga mantiene su curso. El próximo viernes, la jornada 28 de campeonato dará comienzo con el Real Madrid-Eibar, en el Santiago Bernabéu. En la capital, ya se han suspendido las clases y no sería de extrañar que se restringiese el acceso del público a acontecimientos masivos.

Fuente: fayerwayer.com