Compañía de mudanzas de Fort Lauderdale estafó a decenas de clientes

223

En Fort Lauderdale, Proud American Vanlines decía ser una compañía de mudanzas, pero según los clientes, en realidad era una pandilla de secuestradores de muebles, apoderándose de posesiones y manteniéndolas como rehenes.

De acuerdo con el Departamento de Justicia; la compañía de mudanzas de Fort Lauderdale robó las identidades de respetadas compañías de mudanzas y las utilizó para atraer a usuarios que no sospechaban lo que les podría ocurrir. Presuntamente la compañía ocultaba sus movimientos colgando en portales de internet falsas reseñas donde se elogiaban sus servicios.

Te puede interesar: Un nuevo fármaco logra frenar el cáncer de mama metastásico

Las autoridades federales dijeron que la compañía llenaba un camión con las posesiones de los clientes, y luego les aumentaba el precio que les cobraba; además de amenazarlos diciéndoles que subastaría las pertenencias a menos que pagaran una gran suma.

El viernes, los dueños de Proud American Vanlines fueron encausados por haber estafado a clientes más de $12 millones.

Matthew K. Pardi, de 37 años, y vecino de Fort Lauderdale, y Ashley Lynn Hars, de 36, de Plantation fueron acusados de estafa postal, transporte interestatal de propiedades obtenidas mediante fraude, y de robo de identidad, así como guardar las pertenencias de los clientes como una forma de rescate.

“Con la primavera acercándose y los efectos de la pandemia del COVID-19 todavía afectándonos, muchos ciudadanos empaquetan sus pertenencias y se mudan a un nuevo lugar que les satisfaga más su estilo de vida”; dijo Jennifer Arbittier Williams, fiscal del Distrito Este de Pennsylvania, que encausó a charged Pari y a Hars.

En el encausamiento se alega que Pardi y Hars perpetraron la estafa millonaria durante más de tres años.

Este fue un tiempo durante el que atrajeron a los incautos clientes con falsas reseñas de cinco estrellas, al tiempo que robaban las identidades de compañías legítimas; como American Eagle Moving, Titan Moving and Storage y Trans World Van Lines, entre otras.

Después que los clientes contrataban sus servicios y —algo muy importante— pagaban los depósitos; Pardi y Hars subían el precio del trabajo y agregaban gastos adicionales. Si un cliente se negaba a pagar el precio que aumentaban, dice la acusación, Pardi y Hars se quedaban con las pertenencias de los clientes..

La compañía dejó un rastro de víctimas por todo el país, dijo el Departamento de Justicia, en ciudades como Filadelfia, donde se presentó el encausamiento.

El caso, que investigó el El Buró Federal de Investigaciones (FBI); y el Departamento de Transporte de la Oficina del Inspector General, está a cargo de la fiscal federal Nancy Rue.

De ser hallados culpables, Pardi y Hars enfrentan multas de hasta $6.25 millones, y una posible sentencia máxima de más de 300 años de cárcel. En agosto y diciembre, el Miami Herald reportó lo peligrosa que pueden ser las estafas de las mudadas en la Florida, y destacó varias historias, entre ellas el caso de Richard y Christine Norman, quienes dijeron que sus pertenencias estuvieron secuestradas largos meses por un empresario inescrupuloso.

Este tipo de estafa se puede reportar a la Oficina de la Fiscalía Estatal de la Florida llamando al teléfono 1 (866) 9NO-SCAM, o presentando una queja por internet en MyFloridaLegal.com.

Con información de: Nuevo Herald. / Foto: Cortesía.

Periodista, Grelys Vargas.

Para obtener información al instante, únete a nuestro grupo de Whatsapp a través de éste https://wa.me/qr/JBQICRYC7TZAN1