Detuvieron a ladrona que atracó dos bancos del sur de Florida

1243

(Miaminews24).- Una mujer identificada como Sonya Clark de 52 años de edad fue arrestada luego de atracar dos bancos del sur de la Florida el mes pasado.

Pero el miércoles por la mañana, en el último día de noviembre, agentes del FBI la sorprendieron en su hogar de Boynton Beach y la arrestaron en conexión a los asaltos.

“Clark se encuentra bajo nuestra custodia y enfrenta cargos federal”, informó el jueves Jim Marshall, vocero del FBI en Miami.

Las autoridades creen que la mujer es la misma persona camuflada con una gorra y ropa holgada que el lunes pasado robó una sucursal del TD Bank en Fort Lauderdale.

Pasadas las 9:20 a.m. del 28 de noviembre, la sospechosa ingresó al banco, ubicado al 1701 E. Sunrise Blvd., como quedó grabado en las cámaras de seguridad del comercio.

La ladrona llevaba puesta una gorra azul que le cubría parte del rostro, gafas oscuras, una chaqueta de jean clara, camisa gris, pantalones blancos, y zapatos que parecen ser de la marca Converse.

Al centro, la fotografía del arresto de Sonya Clark, el 30 de noviembre en Broward. A la izquierda, el primer asalto a un banco TD el 2 de noviembre en Boynton Beach. A la derecha, el atraco del lunes 28 de noviembre en Fort Lauderdale.
Al centro, la fotografía del arresto de Sonya Clark, el 30 de noviembre en Broward. A la izquierda, el primer asalto a un banco TD el 2 de noviembre en Boynton Beach. A la derecha, el atraco del lunes 28 de noviembre en Fort Lauderdale.

Según documentos de la Corte Federal, la acusada se acercó a una de las ventanillas de atención a los clientes, y le entregó a un empleado un pedazo de papel con el siguiente mensaje: “Esto es un asalto. Sonría y actué normal. Estoy armada y no dudaré en utilizar mi pistola así que no se haga el héroe. Tiene 30 segundos para darme el dinero. No apriete ningún botón o será lastimado. ¡Vamos!”.

 El cajero le entregó el efectivo, y minutos después Clark es vista en imágenes de video saliendo del banco. Las autoridades dijeron que aunque la sospechosa amenazó con estar armada, nunca mostró una pistola, y se cree que no portaba un arma de fuego.

Si bien había otros clientes presentes, nadie resultó herido durante el atraco. Documentos de la Corte Federal indican que Clark logró llevarse un botín de alrededor de $600 en efectivo.

Fuente: Sergio N. Cándido/ El Nuevo Herald