Zidane se juega el puesto frente al PSG

1151

(Miaminews24).- La eliminación del Real Madrid en cuartos de final de la Copa del Rey a manos del Leganés ha dejado como principal señalado al técnico Zinedine Zidane.

Sin más opciones en el horizonte, cada vez es más “claro” que el técnico se juega el puesto el próximo 14 de febrero, cuando el Real Madrid reciba al PSG en los octavos de final de la Champions League. El único torneo en el que siguen vivos.

“Eso está claro”, señaló el técnico tras el encuentro.

Soy el responsable de esto así que tengo que encontrar la solución

“Soy el responsable de esto así que tengo que encontrar la solución. Tengo que seguir peleando y trabajando. Después de este fracaso debemos disculparnos con la gente. Tenemos un juego el sábado (contra Valencia) y otro el 14 de febrero (contra el PSG)”, agregó el francés.

Y es que al técnico se le acumulan los reproches de la grada, de la prensa local e incluso la gente cercana a las oficinas del Santiago Bernabéu.

Empecinado en mantener su plan inicial de dar minutos a los más jóvenes en el torneo copero, pese a que se ha quedado sin opciones en la Liga, el técnico envió a la cancha a un equipo sin ritmo, sin nivel de juego o sin temple para hacer frente a la segunda vuelta que había quedado abierta al no poder sacar más ventaja de la ida que un 0-1.

Dejó fuera de la lista a Marcelo, Toni Kroos, Gareth Bale y Cristiano Ronaldo que, nota aparte, jamás se había perdido la eliminatoria de cuartos de final estando sano. En la banca se quedaron prácticamente el resto de titulares: Luka Modric, Casemiro, Dani Carvajal y Keylor Navas.

Se la jugó con Sergio Ramos, que llevaba un mes sin jugar, y Karim Benzema, que no había disputado un solo partido de Copa y acababa de volver de una lesión para reforzar a un equipo de jugadores que cuentan poco y nada para el técnico (Theo, Marcos Llorente y Achraf) o que están a años luz de su nivel de juego como Isco Alarcón, Mateo Kovacic y Marco Asensio. Si acaso se salvan Nacho y Lucas Vázquez, los más productivos en la Copa.

A grandes rasgos, el mismo grupo que dio poca (o nula) seguridad en las primeras dos rondas del torneo.

Real Madrid ya había recibido dos avisos a modo de dos históricos empates 2-2 del Fuenlabrada (de la Segunda División B) y el Numancia (de Segunda División), en pleno Santiago Bernabéu.

A la tercera, frente a un rival modesto, pero de Primera, se consumó el fracaso. Real Madrid acabó saliendo de Copa por la puerta de atrás sin haber podido ganar uno solo de sus partidos como local en el torneo.

A Zidane se le empieza acabar el crédito con la grada (que ya le dedicó una sonora rechifla) y con las altas esferas. El discurso basado en el “respeto” a la figura del técnico que ha dado siete títulos al club ha dejado de escucharse y el rumor entre la gente cercana al club es cada vez más sonoro: Zidane puede estar viviendo sus últimas horas como técnico del cuadro merengue.

Su futuro a corto plazo, pese a haber renovado hasta 2020 a principios de temporada, depende del choque de octavos de final de la Champions League frente al PSG. La única esperanza que le queda a los merengues para salvar la campaña.

Fuente: ESPN