“Para muchos tener carro es una parte del sueño americano”

“Para muchos tener carro es una parte del sueño americano”

0 58

(Miaminews24).-En enero de 2019 Carlos López-Cantera ya no será el vicegobernador cubanoamericano de la Florida, sino una persona que apunta a un objetivo concreto: ser el alcalde del Condado Miami-Dade.

Lo más probable, por lo tanto, es que se lance dentro de un abanico de candidatos, entre los que podrían estar Xavier Suárez, Daniella Levine Cava y Esteban Bovo.

Su candidato a la gobernación de la Florida era Adam Putnam, pero nadie calculó que el apoyo del presidente Donald Trump a Ron DeSantis lo llevara a quedarse con la nominación republicana.

Le preocupa que la crisis en Washington pueda afectar las elecciones en la Florida. Pero López-Cantera es un hombre de partido y, por lo tanto, apoya a DeSantis y se siente “muy contento” de que la fórmula republicana a la gobernación se la cubanoamericana Jeanete Núñez.

De acuerdo con su experiencia como segundo a bordo de la administración del gobernador Rick Scott, haber escogido a Núñez es importante para la comunidad hispana del sur de la Florida. “En Tallahassee hay muchas personas que no entienden las necesidades de nuestra comunidad”.

Y como candidato en potencia a la alcaldía de Miami-Dade, sigue muy de cerca los avatares y las minucias del condado.

-La deuda del Condado es mayor que su presupuesto. ¿Cree que así sea factible impulsar todos los planes de infraestructura y de transporte?

Ahora el estado de la Florida tiene un presupuesto de 87.000 millones y una deuda de 21.000 millones. Para mostrar un contraste, la deuda del Condado, con un presupuesto de 7.5000 millones de dólares, es de 15.000 millones. No es saludable tener una deuda que dobla los ingresos. Los costos están subiendo para los contribuyentes, pero hay necesidades que cuestan dinero. Y los fondos que dicen tener – 2.000, 3.000 millones de dólares- son de deuda que se agregará al final de la deuda que ya se tiene. Van a tomar el dinero de hoy, con emisión de bonos, pero es una deuda a 25 o 30 años. Estamos comprometiendo dinero de nuestros hijos y nietos para proyectos de hoy.

-¿Hay alguna posibilidad de que el estado pudiera aportar mayores recursos de los que ha entregado para planes de infraestructura?

Para estos planes de infraestructura, por lo general, el Estado cubre el 50% y el Gobierno federal el otro 50%. En este momento no se sabe que va a venir de Washington porque primero hay que aprobar el proyecto, a través del proceso administrativo, y después que se aprueba hay que pedirle los fondos al Congreso. En este momento, el fondo de transporte de la Florida es de 10.000 millones de dólares. Estamos preparados para enfrentar las necesidades no solo del condado Miami-Dade, sino de los otros 65 condados.

-Pero el Condado Miami-Dade dice que no tiene recursos, y al mismo tiempo cuando se habla con autoridades federales y estatales dicen que sí tienen el dinero, pero no los proyectos concretos. ¿Cuál es la solución a ese aparente cuello de botella?

Vimos un ejemplo de esa solución hace dos semanas, cuando el TPO (autoridad de Transporte público) del Condado, después de años de estudios y debates, escogieron un modo de transporte para la línea del sur. Yo estoy de acuerdo que hagan algo. Pero todavía faltan las conversaciones de la Comisión condal cuando aprueben el proyecto. Porque lo que hemos visto es que cuando algo llega a la Comisión se cambia, se pospone, y no es fácil poder decir con certeza que la Comisión hará algo.

-¿Cree que después de la elección del pasado 28 de agosto, la Comisión del Condado Miami-Dade se va a volver más conflictiva, de enfrentamiento con el actual alcalde o el que entre?

Dentro de la Comisión creo que habrá un poco más de conflicto porque por primera vez un comisionado se fue en contra de sus colegas en campaña. Vamos a ver también el primer grupo de comisionados que ya no podrán reelegirse porque se cumplen sus dos términos. Ellos, sin los compromisos electorales, tendrán un poco más de libertad para hablar y votar. Y eso puede también traer un tono diferente, no necesariamente de beligerancia.

-¿No se va a convertir la elección de comisionados y alcalde de Miami-Dade en un escenario de puja política entre demócratas y republicanos, a pesar de que se supone que es una elección no partidista?

Eso no sería saludable para el Gobierno de esta comunidad. Además, los temas locales no tienen nada qué ver con los partidos. Habría que ver en las reuniones de la comisión en los últimos cuatro años, cuánto tiempo dedicaron los comisionados a enviar mensajes a Tallahassee o al gobierno federal sobre temas que no tenían nada qué ver con la responsabilidad de ellos, en lugar de estar enfocados en cuestiones vitales como la infraestructura de esta comunidad.

-Claro que en el proyecto del llamado Mega Mall sólo una persona – Daniella Levine Cava- se opuso a su desarrollo. Pero en el caso de la extensión de la 836 (Dolphin Expressway) ya incluso el senador federal republicano Marco Rubio opinó.

El senador Rubio se opuso porque él está tratando de financiar ciertos proyectos a través del Gobierno federal, y uno de ellos está en terrenos que pueden ser afectados por la extensión de la 836. Y si eso pasa, pierde la posibilidad de que esos fondos sean asignados para la restauración de los Everglades.

-¿Está de acuerdo con la extensión de la 836?

Estoy de acuerdo con esa extensión pero dependiendo del diseño, porque es el único proyecto que se espera que sea construido en los próximos cinco años y que sea algo que alivie el tráfico que va de este a oeste y viceversa. Y los fondos ya existen porque si se hace a través del MDX (autoridad de carreteras del condado Miami-Dade) el proyecto se paga a través de las personas que usen esa carretera.

-Ahí hay dos discusiones: incremento en los peajes y dedicar más dineros a las carreteras y no al transporte masivo, pues a corto y mediano plazo, según los críticos, esas vías generarán mayor congestión. ¿Qué opina al respecto?

El Metrorail no tiene la capacidad para absorber a todos los que usan autos. El carro es parte de esta cultura. No creo que más opciones de trenes o autobuses sean suficientes para convencer a quienes creen que el carro, además de su casa, es un una señal de éxito. Para muchos tener un automóvil, que no podían tener en sus países de origen, es un ejemplo de que están viviendo el sueño americano.

“Hasta el momento no hay ningún culpable por el alga verde”

-Los críticos de la administración Scott han dicho que él ha hecho recortes a las regulaciones ambientales y que eso algo tiene que ver con la situación tan grave que se vive en este momento con el alga verde, a pesar de que la administración del estado ya declaró en emergencia la zona suroeste de la costa floridana. ¿Ustedes qué dicen ante el argumento de que la supresión de normas y regulaciones habrían podido generar esa tragedia ambiental?

Hay que recordar que estamos en campañas electorales. Los demócratas han aprovechado esta crisis para atacar al gobernador. Esos críticos nunca reconocen todos los fondos que se han dedicado a ese tema en los últimos siete años, y los logros que hemos tenido en el campo del medio ambiente y los Everglades. En 2014, en el primer año que fui vicegobernador, logramos fondos para elevar el Tamiami Trail, una carretera que está a nivel del suelo y no dejaba que el agua circulara del norte al sur. Ese proyecto ya a está a punto de terminar. Ya se había elevado una milla, ahora están terminando dos más. También hemos aprobado cientos de millones de dólares para hacer proyectos de almacenamiento y tratamiento de agua. También hemos aprobado recursos para el muro que está alrededor del lago Okeechobee. Por ese muro, el cuerpo de ingenieros militares – que es una agencia federal- tiene establecido un nivel de agua. Si el agua lo sobrepasa abren las compuertas para que circule al rio St Lucie, al este, y al Caloosahatchee, al oeste.

-De acuerdo con el Gobierno estatal, ¿qué genera el alga y por qué se generó esa crisis ecológica de miles y miles de peces muertos en la costa este y oeste del Estado?

Uno de los culpables son los tanques sépticos localizados por debajo de las casas de esa área. Esas construcciones tienen más de 40 años, no se han cambiado esos tanques y hay filtraciones de agua negra que llega a los ríos y lagos.

-Pero esos tanques sépticos han estado ahí durante años, ¿por qué la crisis viene a pasar apenas en 2017 y 2018?

Lo que expliqué tiene que ver con el alga, que se forma cuando hay nutrientes en el agua. La marea roja tiene que ver con unas bacterias pero creadas por otras razones. Los biólogos del estado no han podido explicar por qué se produce esa marea.

También han dicho que esos nutrientes provienen de los fertilizantes.

Esos fertilizantes vienen de procesos de la industria agrícola. También son los que se echan en la grama de las casas, en áreas residenciales.

-Pero por muchísimos años le hemos echado fertilizantes a los jardines en las casas. Cabría la pregunta de si ha habido otro ingrediente inusual que ha ido a parar al lago Okeechobee.

Hasta este momento no hay un culpable al que podamos señalar. Que fulano echó más fertilizantes en su casa. Lo que si le puede decir es que menos agua salió este año del lago y hemos logrado más proyectos para almacenamiento y tratamiento de agua y su circulación.

Fuente :DLA

Loading...

SIN COMENTARIOS

Responder