Los Marlins cerraron con uno de los peores años de su historia

854

(Miaminews24).-Termina el 2018 para los Marlins de Miami. El telón cae y la obra, tal como se esperaba después de ver el libreto que se desarrolló en el pasado receso de temporada, terminó siendo no muy exitosa. La famosa reconstrucción, un término adherido desde hace ya varios años al ADN de los peces, empezó un nuevo ciclo con la llegada de los nuevos dueños, encabezados por su director ejecutivo Derek Jeter, quien ya había pronosticado desde sus inicios al frente de la organización que los primeros meses serían bastante difíciles.

La edición de los Marlins de 2018 termina como una de las peores en la historia del equipo. Solamente los peces de 1998, aquellos desmantelados luego del título del año anterior, ganaron menos juegos, con la excepción del equipo de 1994 que obtuvo 51, pero en una campaña acortada en agosto por la huelga de peloteros. Sólo las ediciones de 1993 –la primera de la historia– y de 2013 anotaron menos carreras y sólo las de 1998, 2007 y 1999 registraron peor efectividad con respecto al cuerpo de pitcheo. En otras palabras, los Marlins de 2018 ni batearon ni lanzaron de forma efectiva.

Pero no todo fue pérdida en 2018. J.T. Realmuto, por ejemplo, se consolidó como uno de los mejores receptores –y para algunos el mejor– de las Grandes Ligas. Brian Anderson tuvo una primera temporada bastante alentadora, y Sandy Alcántara, José Ureña y Caleb Smith mostraron que pudieran ser un factor clave en el pitcheo futuro. ¿Qué deparará el 2019? ¿Podrán los peces con esta base crecer y transformar este desarrollo en una mejor actuación en la tabla de posiciones? Por ahora, para Jeter y compañía toca el momento de evaluar e introducir cambios –si ese fuese el caso– de cara a los objetivos que se trazaron, de convertir a los Marlins en una franquicia constantemente ganadora.

 

 

Fuente :DLA