Macri aseguró que argentina está mejor que en 2015

198
REFERENCIAL

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, aseguró que su país se encuentra en mejor situación que antes de que comenzara su administración, ya que la economía pudo «salir del pantano».

«Argentina está mejor parada que en 2015», afirmó Macri al hablar en la inauguración del 137 período de sesiones ordinarias del Congreso legislativo, y añadió: «No significa que estamos donde queríamos estar, sino que salimos del pantano donde estábamos».

El presidente valoró que su administración es la primera en un siglo que terminará su gestión sin mayoría en el Congreso.»Somos el primer Gobierno que en 100 años pasa todo su mandato en minoría, y aun así generamos consensos», subrayó.

Durante su última y cuarta disertación ante la asamblea legislativa, Macri enumeró algunos logros de su administración en torno a la lucha contra el narcotráfico, el impulso del turismo, la mejora del acceso a Internet y las inversiones en obras de infraestructura vial.

«Se lanzaron programas para mejorar la educación, se maduró sobre el aborto y se buscó la prevención del embarazo adolescente», destacó.

En un mensaje interrumpido constantemente por aplausos y críticas, el mandatario consideró que tres crisis empañaron un buen desempeño económico de su Gobierno: la corrida cambiaria que el año pasado depreció la moneda 84,6%, la peor sequía que sufrió el país en las últimas décadas y una causa judicial que investiga una red de sobornos durante la gestión anterior.

«El año pasado nos puso a prueba en muchos sentidos, cuando comenzamos a crecer, cambiaron las condiciones y tuvimos que enfrentar desafíos», afirmó.

Asimismo el presidente de Argentina anunció que su Gobierno aumentará desde este mes un 46% la asignación universal por hijo (AUH), subsidio que reciben cuatro millones de beneficiarios en todo el país.

«Hemos decidido aumentar un 46% la AUH, que hoy tienen 4 millones de beneficiarios», señaló el mandatario al hablar en la inauguración del 137 período de sesiones ordinarias del Congreso legislativo.

El jefe de Estado reconoció que al comienzo de su gestión había pedido ser evaluado por su combate a la pobreza, y reconoció que en esta materia su Gobierno no tiene buenos datos que ofrecer.»Es cierto que la pobreza volvió a los indicadores de antes, pero estamos generando las condiciones para que los argentinos puedan proyectar su vida sin sentirse maltratado», señaló.

El único camino genuino para salir de la pobreza es el trabajo, que a su vez depende de la educación, manifestó.

Por ello el presidente pedirá que se modifique la legislación para que se puedan conocer los resultados sobre las evaluaciones de calidad que se realizan en las escuelas.

El mandatario se vio obligado a interrumpir varias veces su discurso por gritos de legisladores de la oposición que manifestaban su desacuerdo con su discurso.»Los gritos no hablan de mí, hablan de ustedes; yo estoy acá porque me votaron los argentinos», sostuvo en medio de los vítores de los legisladores del oficialismo.

El mandatario señaló que el déficit fiscal es el causante principal de la inflación, que a su vez genera la pobreza.

«La pobreza cero es un horizonte y lo que nos guía, pero lo primero que hicimos fue poner la verdad sobre la mesa», señaló en alusión a la credibilidad de los datos que ofrece el órgano oficial de estadísticas, cuestionado durante el Gobierno anterior.

La pobreza en Argentina subió cinco puntos en el último año al alcanzar a 2,2 millones de personas más y llegó al 33,6% de la población en el tercer trimestre de 2018, lo que representa 13,6 millones de habitantes, la cifra más alta en la última década, de acuerdo a la Universidad Católica Argentina.

CORTESÍA