Muguruza arrasó a Rybarikova y va de nuevo a la final en Monterrey

495

En su último torneo sobre superficie dura, antes de dar el salto a la gira europea de tierra batida que la llevará a Stuttgart, Madrid, Roma y Roland Garros, Garbiñe Muguruza ha dado un golpe sobre la mesa al plantarse ayer un año después en la final de Monterrey y de cualquier otra lucha por un título de la WTA.

La española, vigente campeona y segunda favorita del certamen, se impuso a Magdalena Rybarikova por 6-2 y 6-3, en 1 hora y 15 minutos. De los siete precedentes entre ambas ya son cinco favorables a los intereses de la pupila de Sam Sumyk, que rompió hasta cuatro veces el saque de la eslovaca por sólo un break en contra.

Habían pasado 363 días desde la última vez que jugó para levantar un trofeo y fue también en tierras mexicanas. Garbiñe, que esta semana ocupa el decimonovenopuesto del ranking, está obligada a ganar en Monterrey si no quiere retroceder dos puestos en las listas. No lo tendrá fácil porque en el otro lado de la red estará una exnúmero uno y campeona como ella de Grand Slam. La segunda semifinal del Abierto enfrentaba esta pasada madrugada a Angelique Kerber con Victoria Azarenka.

Muguruza optará este domingo a ser la segunda española en lograr un título en la presente temporada después de que Roberto Bautista ganara en Doha la primera semana del año.

 

cortesía