¿Qué es y cómo funciona la bomba termobárica que Rusia podría usar?

86

En el Gobierno de Ucrania ha aumentado el temor de un posible uso de armas termobáricas por parte de Rusia. Varias voces han alertado de que las fuerzas de Putin pueden comenzar a emplear este armamento. Así lo ha advertido la ministra de Asuntos Exteriores de Reino Unido, Elizabeth Truss o el embajador de Ucrania en los EE. UU. que ha ido más allá insinuando que ya han detonado alguna bomba de este tipo en la invasión.

Te puede interesar: Médicos del sur de Florida ayudan a ucranianos que cruzan la frontera en busca de refugio

El uso de este armamento, cuya principal característica es la de absorber el oxígeno del aire circundante para generar una gran explosión, aún no se ha confirmado por fuentes independientes. Eso sí, Ucrania ha distribuido imágenes en las que se aprecian lanzacohetes termobáricos en los vehículos de Rusia.

¿Cómo funciona una bomba termobárica o de vacío?

La bomba termobárica o de vacío es una munición de dos etapas. En la primera, la detonación a una altura predeterminada distribuye un aerosol compuesto por un combustible con base de carbono y partículas de metal, y se mezcla con el oxígeno atmosférico. Esta fase, es una preparación para que la segunda tenga el mayor efecto posible.

La segunda carga enciende esa nube, creando una bola de fuego, una enorme onda expansiva y un vacío a medida que absorbe todo el oxígeno circundante. Su alcance es mucho mayor que el de explosivo convencional y es capaz de vaporizar todo lo que encuentre a su paso. Arrasa con edificios, equipos no reforzados y su gran poder ofensivo, es que es capaz de destruir búnkeres y posiciones de defensa subterráneas lo que la convierte en un arma muy poderoso para destruir cuevas y pasadizos y túneles subterráneos.

¿Cuál es el mayor peligro?

El gran peligro del armamento termobárico como señala la ONG, Human Rights Watch, es que si se detona en un entorno urbano, por la naturaleza de su explosión sería «prácticamente imposible que los civiles se refugien de su efecto destructivo».

Las armas termobáricas son de gran efectividad para destruir principalmente posiciones defensivas. Si bien no se usarían para penetrar un tanque, podrían ser un arma muy destructiva contra un complejo de apartamentos u otro edificio.

“No son ilegales a pesar de que sus efectos pueden ser horribles, debido a ese efecto de crear un vacío y succionar el aire de los pulmones de los defensores. Está claro que los ucranianos se están atrincherando en algunas de las ciudades… a medida que eso continúe, los rusos recurrirán cada vez más al uso… de cualquier arma que tengan, incluidas las armas termobáricas en áreas urbanas edificadas», señala el experto, Marcus Hellyer, analista principal del Instituto Australiano de Política Estratégica en The Guardian.

¿Qué precedentes hay del uso de armas termobáricas?

Las bombas de vacío las comenzó a utilizar EEUU en la guerra de Vietnam. Desde 1960 se han utilizado tanto por fuerzas de occidente como por Rusia. Expertos señalan que el país de Putin ya las ha empleado en la región del Donbas desde 2014. A final de siglo XX también las utilizaron en Chechenia. Estados Unidos, por su parte, ha empleado este armamento para lanzar ataques a Al Qaeda en las montañas de Afganistán.

Con información de: Onda Cero. / Foto: Cortesía.

Periodista, Grelys Vargas.

Para obtener información al instante, únete a nuestro grupo de Whatsapp a través de éste https://wa.me/qr/JBQICRYC7TZAN1