¿Sabias que caminar te puede salvar de la demencia?

86
caminar pasos día demencia-miaminews24
Foto: Infobae

Un estudio reveló que caminar ciertos pasos al día puede reducir el riesgo de padecer demencia.

Según el estudio, las personas de entre 40 y 79 años que caminaron 9.826 pasos al día tenían un 50% menos de probabilidades de desarrollar demencia en un plazo de siete años.

Caminar muchos pasos al día reduce el riesgo de demencia

Además, las personas que caminaban con «propósito», a un ritmo superior a 40 pasos por minuto, eran capaces de reducir su riesgo de demencia en un 57% con solo 6.315 pasos al día.

Necesitarás entre 3.800 y 9.800 cada día para reducir el riesgo de deterioro mental, según un nuevo estudio.

Te puede interesar: ¿En qué consiste el síndrome de Asperger?

«Se trata de caminar a paso rápido y ligero, como una ‘power walk’«, dijo el coautor del estudio, Borja del Pozo Cruz, profesor adjunto de la Universidad del Sur de Dinamarca en Odense, Dinamarca e investigador principal de ciencias de la salud de la Universidad de Cádiz, España.

Foto: Yahoo | Caminar muchos pasos al día reduce el riesgo de demencia

Incluso las personas que caminaban aproximadamente 3.800 pasos al día a cualquier velocidad reducían su riesgo de demencia en un 25%, según el estudio.

«Eso sería suficiente, en principio, para los individuos sedentarios», dijo del Pozo Cruz en un correo electrónico.

Nuevos resultados en los estudios

«De hecho, es un mensaje que los médicos podrían utilizar para motivar a los adultos mayores muy sedentarios: 4.000 pasos es muy factible para muchos, incluso para los que están menos en forma o no se sienten muy motivados», añadió.

«Tal vez, los individuos más activos y en mejor forma física deberían apuntar a 10.000, donde registramos los efectos máximos».

Pero encontraron un resultado aún más interesante enterrado en el estudio, según un editorial titulado «¿Son los 112 los nuevos 10.000?» publicado este martes en JAMA Neurology.

Foto: salud

La mayor reducción del riesgo de demencia, un 62%, la consiguieron las personas que caminaron a un ritmo muy rápido de 112 pasos por minuto durante 30 minutos al día, según el estudio.

En investigaciones anteriores se consideraba que 100 pasos por minuto era un nivel de intensidad «rápido» o moderado.

El ritmo de caminar

El editorial argumentó que las personas que buscan reducir su riesgo de demencia deberían enfocarse en su ritmo de caminar por encima de la distancia caminada.

“Aunque 112 pasos/min es una cadencia bastante rápida, ‘112’ es un número mucho más manejable y menos intimidante para la mayoría de las personas que ‘10.000’, sobre todo si han estado inactivas o poco activas», escriben en el editorial Ozioma Okonkwo y Elizabeth Planalp, investigadores sobre el alzhéimer.

Okonkwo es profesor asociado del departamento de medicina del Centro de Investigación de la Enfermedad de Alzhéimer de Wisconsin, en la Universidad de Wisconsin–Madison; Planalp es investigadora científica en el laboratorio de Okonkwo.

Foto: Infobae

«Estamos de acuerdo en que se trata de un hallazgo muy interesante», dijo del Pozo Cruz por correo electrónico.

«Nuestra opinión es que la intensidad de la pisada importa. Más allá del volumen. Se podría utilizar la tecnología para rastrear no solo el número de pasos, sino también el ritmo, y así este tipo de métricas podrían incorporarse también a los relojes comerciales. Hay que seguir investigando al respecto».

¿No tienes un contador de pasos? Puedes contar el número de pasos que das en 10 segundos y multiplicarlo por seis, o el número de pasos que das en seis segundos y multiplicarlo por 10.

Cualquiera de las dos formas funciona. Pero recuerda que no todos los pasos tienen la misma longitud, ni todas las personas tienen están en la misma forma. Lo que puede ser un ritmo rápido para una persona de 40 años puede no ser sostenible para una de 70.

Dentro del estudio

El estudio, también publicado este martes en la revista académica JAMA Neurology, analizó los datos de más de 78.000 personas de entre 40 y 79 años que llevaban acelerómetros de muñeca.

Los investigadores contaron el número total de pasos diarios de cada persona y luego los clasificaron en dos categorías: menos de 40 pasos por minuto, que es más bien un paseo, como cuando se camina de una habitación a otra, y más de 40 pasos por minuto, o lo que se llama caminar «con propósito».

Foto: tusalud

De igual forma los científicos también analizaron a las personas con mayor rendimiento, es decir, aquellas que dieron más pasos en 30 minutos en el transcurso de un día (aunque esos 30 minutos no tenían que ocurrir de corrido).

A continuación, los investigadores compararon los pasos de esa persona con su diagnóstico de demencia de cualquier tipo siete años después.

Limitaciones en el estudio

Después de controlar la edad, el origen étnico, la educación, el sexo, el estado socioemocional y el número de días que llevaban un acelerómetro, los investigadores también tuvieron en cuenta variables de estilo de vida como la mala alimentación, el tabaquismo, el consumo de alcohol, el uso de medicamentos, los problemas de sueño y los antecedentes de enfermedades cardiovasculares.

El estudio tiene algunas limitaciones, señalan sus autores: solo fue observacional, por lo que no puede establecer una causa y efecto directos entre caminar y un menor riesgo de demencia.

 Además, «el rango de edad de los participantes puede haber dado lugar a un número limitado de casos de demencia, lo que significa que nuestros resultados pueden no ser generalizables a poblaciones de mayor edad», señala el estudio.

Con información de | CNN

Obtén información al instante, únete a nuestros grupos de:

Whatsapp y Telegram

Síguenos en Nuestras cuentas de Redes Sociales

Instagram: @miaminews24official

Twitter: @miaminews24

Facebook: Miaminews24.com