Un niño de 4 años disparó contra los policías que arrestaron a su papá

90

Bajo investigación se encuentra el incidente ocurrido este lunes, en el que un niño de 4 años disparó un arma de fuego contra dos agentes de la policía en Salt Lake City que arrestaban a su padre en un McDonald’s.

De acuerdo con información provista por Rosie Rivera, alguacil del condado de Salt Lake City, el menor disparó contra los policías porque su papá se lo pidió. Junto al niño de 4 años, en la parte posterior del carro, estaba su hermana de 3 años.

Te puede interesar: Un nuevo fármaco logra frenar el cáncer de mama metastásico

¿Qué pasó antes de que el padre fuera arrestado en McDonald’s?

La investigación preliminar del incidente revela que, como a la 1:30 de la tarde, el hombre y sus dos hijos acudieron al autoservicio del McDonald’s de Midvale, en la 425 Oeste con la 7200 Sur.

El padre hizo la orden y al pasar a la ventanilla para recibirla, verificó y supuestamente no le dieron lo que había pedido. Enojado, según los empleados del McDonald’s, les reclamó y blandió un arma de fuego.

Los trabajadores le pidieron que se estacionara, en lo que corregían la orden. En ese tiempo, llamaron también la policía, porque temían que algo pasara cuando fuesen a entregar las comidas.

El niño de 4 años que disparó pudo morir intentando salvar a su padre

Cuando los agentes del Departamento de la Policía Unified llegaron, el hombre se negaba a bajar del carro. Como los empleados del McDonald’s les habían advertido que estaba armado, los policías hicieron lo posible para que bajara y pudiera responderles.

Finalmente pudieron sacarlo y procedían a arrestarlo por negarse a seguir las instrucciones de un oficial, cuando uno de los agentes notó que del asiento trasero empezó a salir una pistola.

Consciente de que solo había niños, el policía alertó para que su compañero no repeliera el ataque a balazos y al mismo tiempo desvió el arma del menor, por lo que la bala que disparó fue a dar contra una lona del negocio de comida rápida.

Alguacil del condado Salt Lake City pide un alto a la violencia contra policías

Según Rosie Rivera, alguacil del condado de Salt Lake City, en Utah, el hombre quedó detenido y era sometido a interrogatorio. Por esa razón, su identidad y los cargos que se le imputarían todavía no han sido informados.

El niño de 4 años que disparó el arma de fuego y su hermana de 3 años fueron entregados a otros integrantes de su familia, que se encargarían de su custodia provisionalmente.

Rivera, por su parte, aprovechó para hacer un llamado a los padres y tutores en todo el país. «Esta campaña contra oficiales de la policía tiene que parar. Estamos aquí para proteger y servir y esto (refiriéndose a la violencia contra ellos) se nos está saliendo de las manos».

La alguacil aseguró que en sus 29 años de servicio no había vivido una situación como la de este lunes. «Este es un niño que pensó que estaba ‘ OK’ disparar un arma contra la policía… Es para no creer».

Con información de: Univisión. / Foto: Cortesía.

Periodista, Grelys Vargas.

Para obtener información al instante, únete a nuestro grupo de Whatsapp a través de éste https://wa.me/qr/JBQICRYC7TZAN1