Nueva piel artificial es capaz de sentir el dolor como la de un humano

82
Piel artificial, imagen referencial. Foto Cortesía de La Voz de Galicia.

Investigadores de Australia diseñaron un modelo de piel artificial capaz de sentir el dolor; las texturas y las temperaturas, de manera similar a la piel real.

Este innovador dispositivo desarrollado por científicos de la Universidad Real Instituto de Tecnología de Melbourne; ayudará al desarrollo de mejores prótesis, robótica más inteligente y ser una alternativa no invasiva a los injertos de piel.

Te puede interesar: ¡Con éxito! SpaceX lanzó satélite argentino SAOCOM 1B desde Florida

Al igual que los nervios envían señales al cerebro, el prototipo es capaz reaccionar con la misma velocidad de manera electrónica; imitando la respuesta casi instantánea del cuerpo ante el dolor.

El modelo, publicado en la revista Advanced Intelligent Systems; supone «un avance significativo hacia la próxima generación de tecnologías biomédicas y robótica inteligente», asegura Madhu Bhaskaran; investigador principal del estudio y jefe del grupo de Materiales Funcionales y Microsistemas de RMIT.

A diferencia de otros avances en esta área; lo que hace único a este diseño es la capacidad de diferenciar los grados de dolor o diferentes sensaciones. Anteriores trabajos solo consiguieron que la piel reaccionara a “cierto grado” de presión.

«Sentimos cosas todo el tiempo a través de la piel, pero nuestra respuesta de dolor sólo se activa en un cierto punto, como cuando tocamos algo demasiado caliente o demasiado afilado», explicó Bhaskaran.

Precisamente por esta capacidad, «ninguna tecnología electrónica ha sido capaz de imitar con realismo esa sensación de dolor tan humana, hasta ahora».

“Significa que nuestra piel artificial conoce la diferencia entre tocar suavemente un alfiler con el dedo o enterrártelo accidentalmente, una distinción fundamental que nunca antes se había logrado de forma electrónica”, señalan.

Piel artificial que ofrece una experiencia real

Por si fuera poco, el equipo sumó este desarrollo a otra serie de tecnologías patentadas a su nombre que logran una experiencia completamente real del sentido del tacto que son:

La electrónica estirable (capaz de detectar y responder a cambios de temperatura y presión) reactivos a la temperatura y memoria electrónica; que copia la forma en que el cerebro usa la memoria a largo plazo para recordar y retener información previa.

Redacción de MiamiNews24 con información de EFE/ La voz de Galicia/ HolaNews